Continuamos nuestro peregrinar literario, aportando, en relación con Écija, todo aquello (hasta ahora no ha sido mucho todavía para lo que queda en mi archivo), que se publicó y figura a nuestra disposición en las hemerotecas españolas, que pueden constituir más o menos noticias interesantes sobre determinados hechos, de toda índole y este capítulo IV lo vamos a comenzar con lo encontrado del mes de Diciembre de 1748

Continuando con mi bonita labor (lo de bonita porque a la par que ustedes mis amigos lectores, yo me voy enterando igualmente de lo que relato, aporto o cuento) de recabar información sobre Écija, inicio este capítulo III con noticias relacionadas con las colonias creadas durante el reinado de Carlos III y que afectó, por la reducción de su término municipal, a nuestra Ciudad.

Siguiendo con la tarea que me propuse en el Capítulo I, de dar a conocer noticias relacionadas con Écija, empiezo este Capítulo II, con la publicación de 1676, relativa a Letras de los Villancicos que se cantaron en la Iglesia Parroquia de Santiago y que, en su portada, dice así:

En la Biblioteca Nacional de España, si usted es curioso y tiene interés en conocer algunas noticias relacionadas con Écija, dentro del apartado  Biblioteca Virtual de Prensa Histórica , en Búsqueda, inserta usted el nombre de Écija y le aparecerán 32.261 resultados, se le irá abriendo la correspondiente ventana, donde no sólo puede leer sino imprimir las propias noticias.

Cuando estuve preparando para su publicación, lo que se tituló El Cronicón Ecijano , me causó sorpresa algunas decisiones de los sacerdotes, dimanantes de no serle reconocidos a alguno de ellos, los privilegios que tenían, ya fuere por su antigüedad o por el cargo que ostentaban, aunque ello, siguiendo con la lectura posterior de muchas notas encontradas, dejara de ser sorpresa por las diferencias que existía entre los miembros del propio clero ecijano, ya fuere por una u otra circunstancia.