Palacios de la Ciudad

 

PALACIO DE BENAMEJÍ

PALACIO DE BENAMEJÍ

Diseñado por el arquitecto ecijano Pablo Gutiérrez. Impresiona la gran fachada flanqueada por dos altas torres y dividida en el centro por una magnífica portada de mármoles polícromos de un barroquismo ondulante y solemne al mismo tiempo.

La escalera de tipo imperial se abre en dos tramos con arcos lobulados sostenidos por columnas marmóreas y se cubre con monumental cúpula. El patio con galerías de arcos de medio punto y escarzanos, tiene una ligera decoración de ladrillo tallado y en el centro dominando el espacio cubierto de albero, una espléndida fuente tallada en piedra y mármoles.

Muy originales son las caballerizas, cubierta con cúpulas sostenidas por columnas. Por la belleza y por la calidad arquitectónica del edificio, este palacio se considera como una de las obras más importantes del barroco civil en Andalucía.

 

PALACIO DE PEÑAFLOR.

PALACIO DE PEÑAFLOR.

El Siglo XVIII convirtió al antiguo edificio en uno de los palacios más interesantes del barroco civil en Andalucía, conocido como "la casa del balcón largo" que mide 59 metros.

Impactante es la fachada decorada con pinturas al fresco, alternando paisajes con arquitectura fingida, por donde corre el largo balcón ciñéndose a la curvatura de la calle, a continuación la excepcional portada barroca y haciendo esquina el mirador.

En el interior, la escalera de honor se abre en dos tramos cubriéndose con cúpula, hermoso espacio ornamentado con fantásticas yeserías de alta calidad artística. En el muro, una pintura sobre lienzo de la Virgen del Rosario, de Escuela Sevillana del siglo XVIII, enmarcada espléndidamente. Las caballerizas tienen una sobria portada barroca trabajada en piedra, donde campea el labrado escudo de los Marqueses de Peñaflor.

En el patio con dos plantas de arcos superpuestos muestra en la parte central una fuente esculpida en mármoles y en la zona claustrada un original friso que cubre la parte baja, formándose a base de placas de mármol negro de Córdoba, mármol rosáceo de Cabra y ágata de Lanjarón, consiguiéndose una elegante y original decoración barroca con valores pictóricos de efectos impresionantes, se complementa con una colección de cornucopias de ágata y madera dorada. En los salones del piso superior, encontramos un artesonado renacentista de casetones octogonales, con rica talla del siglo XVI.

 

PALACIO DE LOS PALMA. (Siglo XVI-XVIII)

PALACIO DE LOS PALMA. (Siglo XVI-XVIII)

La esquinada fachada con guardapolvos junto a la portada barroca del siglo XVIII, originan uno de los exteriores palaciegos más bellos de Écija.

En el interior destacamos el patio porticado y salones con artesonados de lacería mudéjar. (S. XVI)

 

PALACIO DE SANTAELLA. (Siglo XVIII).

PALACIO DE SANTAELLA. (Siglo XVIII).

La portada está labrada en piedra, con pilastras - cariátides que le dan gran personalidad. La escalera se cubre con cúpula sobre tambor cuyas yeserías están policromadas, se complementa con ornamentación floral y paisajes, obra muy relacionada con la fachada del Palacio de Peñaflor, probablemente realizada por el mismo taller.

Es muy interesante la carpintería de este palacio, con magníficas puertas talladas.

 

PALACIO DE VALDEHERMOSO. (SigloXVI- XIX)

PALACIO DE VALDEHERMOSO. (SigloXVI- XIX)

Tiene una importantísima portada plateresca, muy relacionada con el Renacimiento cordobés del siglo XVI, colocada en el ángulo de la espaciosa barrera, cuyo puntos iníciales lo forman robustos miradores que contienen en sus bases fustes romanos de granito.

 

PALACIO DE LOS GARCILASO. (Siglo XVI)

PALACIO DE LOS GARCILASO. (Siglo XVI)

Tiene una portada esculpida en piedra con una decoración muy abigarrada de hojarasca, canes y cadenas, simbología relacionada con el cercano Convento de los Dominicos.

Son muy originales los relieves de los caballeros y leones rampantes, así como el escudo que remata la obra que se podría datar de los últimos años del siglo XVI.

 

PALACIO DE ALMENARA ALTA. (Siglo XVIII)

Situado en la típica calle mármoles. La fachada en ladrillo visto tiene una original portada en la parte central tallada en piedra, con labores barrocas muy simples, se remata con una hornacina que contiene un lienzo de la Virgen de la Soledad.Destaca en la parte superior de la fachada una galería abierta con arcos de medio punto.

 

PALACIO DE ALCÁNTARA. (SigloXVIII)

PALACIO DE ALCÁNTARA. (SigloXVIII)

En la fachada destaca la portada del siglo XVIII trabajada en piedra de Estepa.

 

PALACIO DE LOS GRANADOS.

PALACIO DE LOS GRANADOS.

Antigua casa señorial de los siglos XVII y XVIII, restaurado y adaptado como un hotel con encanto.

La disposición es la típica de las casas señoriales ecijanas, habitaciones distribuidas alrededor de un patio de columnas de mármol y jardín trasero.

El mobiliario y decoración de las habitaciones son antigüedades de estilo barroco excepto algunas con estilo árabe.

 

PALACIO DE JUSTICIA.

PALACIO DE JUSTICIA.

Este edificio es conocido popularmente como Palacio de las Tomasas, ya que perteneció a dos hermanas ecijanas apodadas así.

Presenta una exuberante decoración historicista”, basada en la ornamentación de la Alhambra, lugar que impresionó vivamente a sus propietarias, y es uno de los más admirados por los visitantes y forasteros.

En el zaguán encontramos un zócalo de azulejería de Triana. Destacan también los artesonados, el patio principal y la escalera.