robos en tiendas de onformaticasAgentes de la Policía Nacional en Córdoba han detenido a tres hombres de mediana edad procedentes de Europa del Este, de los que dos ya han ingresado en prisión por orden judicial, que conformaban un grupo criminal itinerante, dedicado a robar en tiendas de informática por toda la geografía española, entre las que se encuentra una de Écija.

Los presuntos delincuentes, según ha informado la Policía Nacional, estaban asentados en la capital cordobesa desde principios de este año y los investigadores les atribuyen la comisión de al menos diez robos en tiendas de informática en las provincias de Sevilla, Málaga, Castellón, Jaén y Valencia, mediante el uso de inhibidores de dispositivos anti-robo.

La investigación comenzó a principios de año, cuando estos tres hombres fueron detectados en la capital cordobesa por agentes del grupo de robos de la Brigada de Policía Judicial de Córdoba, realizando desde ese instante distintas pesquisas, e intensificando las mismas durante el pasado mes de mayo.

Como resultado de ello, los investigadores lograron recabar indicios de su presunta participación en distintos robos en tiendas de informática, mediante la inhibición de dispositivos antirrobo, en varias provincias españolas, concretamente en las localidades de Écija (Sevilla), Úbeda (Jaén), Vinaroz (Castellón), Sagunto (Valencia), Vélez-Málaga y Málaga capital.

En vista de ello, el miércoles sé la pasada semana se estableció un amplio dispositivo policial, que contó con una entrada y registro domiciliario, en el que se incautaron de distinta indumentaria utilizada para no ser identificados, así como dispositivos y útiles para cometer los robos, recuperando la Policía Nacional ordenadores portátiles, joyas y perfumes.

Los agentes procedieron a la detención de tres hombres de mediana edad por la presunta comisión de diez delitos de robo con fuerza, así como otro de organización criminal. Una vez puestos a disposición judicial, el pasado viernes, la Autoridad judicial competente decretó el ingreso en prisión para dos de los investigados.