Rosa Pardal y Sergio GómezMiembros del Gobierno Local (PSOE) de la Ciudad de Écija, han ofrecido este jueves una rueda de prensa en la que han dado a conocer los detalles acerca del corte del tráfico que se está produciendo desde hace unos días en el entorno de Plaza de España “El Salón”, así como, presentar el modelo de información a la ciudadanía de este nuevo centro de la ciudad sin tráfico.

Según han explicado la portavoz del Gobierno Municipal, Rosa Pardal, y el Delegado de Gestión del Espacio Urbano, Sergio Gómez, era “un proyecto firme del equipo de gobierno desde el inicio del mandato, ya que el modelo de ciudad peatonal, respetuosa con el medio ambiente y dirigida al ocio y al comercio es la que impera en nuestro tiempo”.

Para lo cual, “se ha redactado un díptico que se va a buzonear por toda la ciudad, pues el nuevo modelo afectará a toda la población de la ciudad con esta serie de medidas en las que se ha trabajado para hacer más fácil este cambio en el tráfico en el centro”, han indicado los delegados municipales.

En este sentido., Gómez, explica cómo “va a funcionar esta zona de tráfico restringida, que afecta no solo a Plaza de España, sino también a calles como Garcilópez, Valderrama, Aguabajo, El Conde, Evaristo Espinosa, Fernández Pintado, Mas y Prat y primer tramo de Miguel de Cervantes”, una vez que “se ponga en marcha el proyecto, solo podrán acceder a estas calles los residentes y los llamados residentes comerciales para depósito o recogida de mercancías”, por tal motivo, “el ayuntamiento ha recopilado ya del padrón los datos necesarios para poder expedir los permisos necesarios (en torno a un centenar de comercios y unas ochocientas viviendas según una primera estimación)”.

Unos permisos que “se otorgarán a través de una tarjeta de residente, que se expedirá desde el 7 de junio hasta el 7 de julio en la Oficina de Atención al Consumidor que está en la Plaza de Abastos, en la que los afectados podrán acercarse con la documentación requerida (DNI y permiso de circulación del vehículo) y solicitar su tarjeta”, con la que “el vecino, empresario o comerciante podrá acceder a estas calles para llegar a su vivienda o cochera, así como para poder cargar y descargar mercancías”, señala el Delegado de Gestión del Espacio Urbano.

El cual, añade que “también habrá permisos para persona que, aun residiendo fuera, tengan su segunda vivienda en calles afectadas, para lo que se requerirá también la documentación pertinente”, además, “habrá que realizar solicitudes especiales para realizar una mudanza u obra en las zonas afectadas, así como celebraciones religiosas o de otra índole que necesiten el acceso de vehículos. Igual ocurrirá con los accesos a establecimientos hoteleros”.

“Respecto a la carga y descarga de mercancías, tendrá horario de mañana (de 7 a 13 horas), para ello, la zona de carga y descarga se va a aumentar en extensión con el objetivo de concentrarla en estas horas sin problemas”, mientras que para el acceso de personas con movilidad reducida será imprescindible ir provisto en el vehículo de la “Tarjeta de estacionamiento de vehículos para personas con movilidad reducida”

En este sentido, la semana que viene comenzará la instalación de las nuevas señales verticales “que se colocarán en los puntos pertinentes para avisar a los vehículos de las prohibiciones, las cuales, se descubrirán el siete de julio que es cuando el uso de las tarjetas de residente será obligatorio si todo se desarrolla con normalidad. Mientras tanto, el DNI será suficiente para poder acceder a las vías afectadas”, ha indicado el responsable municipal de urbanismo, el cual, también se ha referido a las bolsas de aparcamientos, informando que “el consistorio está hablando con la empresa que gestiona los aparcamientos de la Plaza de España y propietarios de algunos solares cercanos al centro con el objetivo de cubrir las máximas plazas posibles que se necesiten una vez la peatonalización del centro se haga efectiva”.

Por último, desde “el Gobierno Local somos consciente de que la peatonalización del centro es un proceso complicado y que supone un cruce de muchos intereses encontrados, pero también de que la iniciativa vendrá a demostrar que es el camino necesario para una ciudad como la nuestra de cara a su desarrollo futuro”. De hecho, según Sergio Gómez, el “Plan Especial de Protección del Casco Histórico de 2002 ya recogía la peatonalización del centro de la ciudad, refrendada por la aprobación del PGOU en 2010”.


Compartir: