Municipal de San PabloLa situación del Écija Balompié continúa siendo muy crítica en la mañana de este viernes 11 de enero, donde la solución no llega y el propietario de la entidad parece que sigue mintiendo a todo el mundo, al manifestar en las últimas horas que la deuda ronda ahora los “480.000 euros”, lo que ha provocado más indignación entre los empleados y los jugadores que presionan al surcoreano para que no ponga más trabas y venda si sale un comprador.

Mientras tanto, los jugadores que todavía no han solicitado la carta de libertad junto a los empleados han tomado la decisión de que el Écija Balompié no “muera” esta misma semana y han comunicado que este próximo domingo a las 16.15 horas, el Écija Balompié se enfrentará al conjunto del Ciudad de Lucena en el Municipal de San Pablo, para lo cual se han establecido unos precios populares de tres euros en tribuna y un euro en general, los cuales serán para los empleados y jugadores.

En este sentido, la afición astigitana está respondiendo, ya que en la tarde de ayer más de quinientas personas se concentraron en el Municipal de San Pablo, para mostrar su indignación hacia el propietario y el concejo de administración y apoyar a los jugadores y empleados en su lucha. Unos aficionados, que unas horas han comprado más de trecientas entradas para un partido de esperanza o del adiós definitivo a 80 años de historia del tercer club de la provincia sevillana.


Compartir: